Agricultura Inteligente

“Los recursos hídricos ya están bajo presión y la escasez de agua afecta alrededor del 40 % de la población mundial”

agricultura-inteligente-smart agriculture Advisor Abbate

Desde Advisor Abbate queremos dar una visión positiva del futuro de un sector tradicional tiene un gran potencial de mejora con el uso de nuevas tecnologías. Se trata de la agricultura que tiene además el gran reto de ser más eficiente en el consumo de recursos, particularmente el agua ya que el 70% a nivel mundial se consume en la agricultura, el 90% en la mayoría de los países menos desarrollados. Los recursos hídricos ya están bajo presión y la escasez de agua afecta alrededor del 40 % de la población mundial. Sin medidas de eficiencia que optimicen su consumo, se espera que el consumo de agua para uso agrícola aumente en torno a un 20% a nivel mundial en el año 2050.

No es este obviamente el único reto ya que también le afectan entre otros la fragilidad de los recursos naturales el aumento de la población, los efectos adversos del cambio climático además de factores de mercado.

Las nuevas tecnologías pueden ayudar a controlar los diferentes procesos y a monitorizar en tiempo real los parámetros que sean de interés para el seguimiento de un cultivo, y que ayudaran, por ejemplo, a la optimización en el uso de agua y nutrientes o a la predicción y control de plagas.

El Internet de las cosas, intercambio de información o comunicación en formato de datos entre máquinas remotas, una tecnología que está abriendo un nuevo mercado donde el análisis y procesamiento de datos mediante la monitorización y control remoto, comienza a introducir cambios importantes en la gestión de muchos procesos.

Como mencionábamos antes, los cambios climáticos son un factor muy importante y a menudo en regiones del mundo que ya de por si son económicamente deprimidas. Y en este contexto toma relevancia la agricultura climáticamente inteligente (CSA, siglas en inglés) que constituye un enfoque que ayuda a orientar las acciones necesarias para transformar y reorientar los sistemas agrícolas a fin de apoyar de forma eficaz el desarrollo y garantizar la seguridad alimentaria en el contexto de un clima cambiante.

La agricultura climáticamente inteligente (CSA) persigue tres objetivos principales:

  • El aumento sostenible de la productividad y los ingresos agrícolas.
  • La adaptación y la creación de resiliencia ante el cambio climático.
  • La reducción y/o absorción de gases de efecto invernadero, en la medida de lo posible.

La CSA constituye un enfoque para desarrollar estrategias agrícolas encaminadas a garantizar la seguridad alimentaria sostenible en el marco del cambio climático. La CSA provee los medios para ayudar a las partes interesadas a identificar, en los niveles local, nacional e internacional, estrategias agrícolas acordes con las condiciones de cada lugar. La CSA es una de las 11 esferas institucionales para la movilización de recursos en el marco de los cinco objetivos estratégicos de la FAO. Está alineada con la visión de la organización de una alimentación y una agricultura sostenibles y ha sido desarrollada contribuyendo al objetivo estratégico nº2: “hacer que la agricultura, la actividad forestal y la pesca sean más productivas y sostenibles”.

Advisor Abbate Agricultura inteligente -Smart Agriculture

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s